Certificación Passivhaus

Certificación Passivhaus

Una Vivienda Passivhaus no es otra cosa que una vivienda que ha sido diseñada y construida mediante estándares muy altos de calidad y eficiencia energética. De esta forma se garantizan un consumo y un coste de mantenimiento de la vivienda muy bajo. Pero lo que es aún más importante, se garantiza un muy alto confort para quienes habitan la vivienda. Porque Passivhaus es sostenibilidad, pero también es confort y por supuesto es ahorro.

Pero la aplicación del estándar Passivhaus al proyecto de vivienda si no es realizado por alguien acreditado y con solvencia técnica, no es garantía. Así como si ese proyecto de vivienda no se certifica una vez construido, tampoco es garantía. El proceso de certificación, mediante una auditoría del Passivhaus Institut, sí que garantiza que se hna cumplido con rigor exhaustivo en fase de diseño y construcción de la vivienda, todos los requisitos exigidos.

Una vivienda con Certificado Passivhaus, mediante una auditoría externa, es garantía e implica excelencia en la construcción.

Estudio de Arquitectura Passivhaus

En nuestro Estudio de Arquitectura especializada en Passivhaus contamos con todos nuestros arquitectos y arquitectos técnicos integrantes con certificación oficial. El título de Passivhaus Designer garantiza el grado de especialización y conocimiento que aplicamos en todos nuestros proyectos de casas pasivas.

Apostamos por una arquitectura ética y sostenible, con especialización en el estándar Passivhaus. Y disponemos de los títulos que lo acreditan.

Certificado Passivhaus

¿Qué es el certificado Passivhaus?

La Certificación Passivhaus es la garantía de cumplimiento del estándar Passivhaus en un edificio. Y se consigue mediante una auditoría externa ajena a la dirección facultativa y constructora, a través de una empresa certificadora validada por el Instituto Alemán de Passivhaus. Que analiza y verifica el proyecto así como la ejecución en obra del mismo. Para determinar así si cumple con los requisitos exigidos en el estándar Passivhaus.

El Certificado Passivhaus, da plena garantía al cliente de la vivienda, o promotor, de que su edificio va a tener muy altas prestaciones energéticas y de confort. Ya que el cumplimiento del estándar asegura un comportamiento muy por encima de la normativa exigida para la construcción, no solo en España sino en toda Europa. Siendo mucho más restrictivos los requisitos del Passive House que las diferentes normativas y códigos técnicos de construcción.

En definitiva, el certificado Passivhaus elimina la incertidumbre en cuanto al proyecto y ejecución de la obra. Asegurando así que cumple con las premisas del estándar Passivhaus. Y obteniendo después por tanto el rendimiento energético real de nuestra vivienda. Porque al final certificar la vivienda es garantizar que todo se ha proyectado y construido como tenía que hacerse. Evitando así posibles engaños.

Conseguir certificación Passivhaus
certificación de vivienda Passivhaus

¿Cómo conseguir el Certificado Passivhaus?

En primer lugar, el proceso de auditoría de cara a la certificación Passivhaus comienza en el momento que un cliente se plantea construir una vivienda. Si esta casa se quiere construir bajo los criterios más altos de eficiencia energética, se debe saber desde el primer momento. Ya que la decisión de alcanzar el Certificado Passivhaus va a marcar el diseño y desarrollo del proyecto a todos los niveles.

La auditoría externa tendrá pues que verificar que es proyecto de vivienda Passivhaus cumple con los requisitos del estándar. Y esto se hace mediante la comprobación de los valores de estudio y la modelización en el PHPP. Este es el nombre del programa que estudia y cuantifica demanda energética, cargas de calefacción y refrigeración, soleamiento… Para así poder verificar que el proyecto de vivienda está bien diseñado de acuerdo a los preceptos del estándar Passivhaus.

Una vez se consigue la precertificación del proyecto, la entidad certificadora, homologada por el Passivhaus Institut, también verificará su construcción. Es decir, que el proyecto que cumple esos requisitos de forma teórica, se ejecute correctamente para cumplirlos una vez construida la vivienda.

Para ello la dirección facultativa, es decir, los arquitectos y arquitectos técnicos Passivhaus designer deberán proporcionar mucha información. Hay que recoger documentación de cómo se está ejecutando el proyecto así como realizar las pruebas y ensayos demandados por la certificadora.

Al final, a la vivienda que se certifica Passivhaus se le otorga una placa de vidrio con el sello que prueba que ha alcanzado con plenas garantías el estándar. Además esta placa se puede poner en la fachada para poder presumir de casa pasiva, con todas las de la ley. Por otro lado el Passivhaus Institut incluye el proyecto en su base de datos de proyectos certificados, obteniendo la vivienda presencia y reconocimiento internacional.

Estudio de Arquitectura referente en proyectos Passivhaus

En nuestro Estudio de Arquitectura eficiente en Zaragoza, todos los integrantes tenemos el título Passivhaus Designer y tenemos amplia experiencia en este tipo de proyectos. Y esto es importante porque garantiza el grado de especialización y por tanto la capacidad y solvencia técnica para llevar a cabo este tipo de proyectos. Siempre con la máxima profesionalidad y el rigor necesario para asegurar el resultado esperado.

Beamonte y Vallejo Arquitectos - Passivhaus Zorongo I - 9

Ventajas de contar con un Arquitecto certificado en Passivhaus

Es fundamental el realizar un proyecto de vivienda bajo el estándar Passivhaus con un diseñador Passivhaus. Pero siempre con acreditación de la titulación y sobre todo si posee amplia experiencia en este tipo de proyectos. Por eso contar con un estudio de Arquitectura especializado en Passivhaus es asegurarse de que todo va a salir como tiene que hacerlo.

De esta manera el proceso de certificación se simplifica, limitándose a un análisis y verificación del cumplimiento de los requisitos que se exigen en el estándar. Como ya hemos dicho, durante la fase de proyecto pero también durante la fase de la construcción. Pero sin más implicación que su comprobación y validación. Ya que los cambios en obra, en caso de que no se esté ejecutando como debiese, pueden ser dramáticos y muy complicados de corregir.

Por eso mismo, contar con arquitectos Passivhaus Designer asegurará que la vivienda se podrá certificar Passivhaus sin ningún problema. Y eso tiene muchas ventajas.

 certificado de construcción passivhaus
  • Garantía de que se cumple el estándar Passivhaus en mi vivienda

Como hemos explicado ya, la validación del trabajo realizado y la consecución de la certificación Passivhaus depende de un agente externo. Y precisamente por eso se garantiza la imparcialidad en el resultado. En definitiva, el certificado Passivhaus supone garantía para el cliente.

Pero garantía de que su vivienda cumple los requisitos establecidos por el estándar Passivhaus. Esto es, en primer lugar garantía de la calidad en la construcción. Después, garantía del nivel de eficiencia energética de la vivienda. Y por último, garantía del confort que presentará el edificio.

  • Aumento del valor de mercado de la vivienda Passivhaus

Y es que una vivienda certificada Passivhaus tendrá un mayor valor en el mercado de la vivienda. Al fin y al cabo el sello Passivhaus está reconocido y valorado a nivel mundial. Además, al poseer este sello o certificado, hace que la vivienda se situé dentro de los estándares más altos de calidad. Y como no puede ser de otra forma, supone un valor añadido en la tasación del inmueble. Por otro lado, cada vez son más demandadas las viviendas Passivhaus. Y por ello su mayor valor en el mercado por la escasa oferta existente. Es cierto que lo normal es que cuando uno emprende este tipo de proyectos lo hace para que sea su vivienda toda la vida. Pero como la vida está llena de incertidumbres, nunca está de más tener este extra de seguridad y ese valor añadido cuantificado y reconocido.

 certificación passivhaus
  • Mejores condiciones en mi hipoteca por ser vivienda Passivhaus

¡Eso es! Incluso hasta para pedir una hipoteca influye el hecho de que la vivienda sea certificada Passivhaus. Y es que hoy en día cada vez son más los bancos que ofrecen mejores condiciones para las hipotecas de viviendas con altas prestaciones energéticas. Bien sea un menor tipo de interés o más facilidad en tiempos. Porque para ellos supone un menor riesgo a largo plazo.

Por ejemplo, Triodos Bank fue pionero, pero otros como Banco Santander o Ibercaja, en Zaragoza, ya se han sumado a esta tendencia. Pero claro, esto no vale con decirlo, hay que demostrarlo. Y de ahí la importancia de los sellos y certificados que validen que realmente esa vivienda sí presenta alta eficiencia energética.

  • Garantía de la más alta calidad en la construcción

Para que se cumpla el estándar Passivhaus y una vivienda pueda alcanzar la Certificación Passivhaus, se ha tenido que hacer las cosas muy bien tanto en fase de diseño como de construcción. Por eso es tan importante el asegurar en fase de diseño la mejor implantación en el entorno, asegurando su correcta orientación. A partir de ahí se planteará una solución constructiva acorde, que puede abarcar desde la obra tradicional a incluso sistemas de madera, que aportan un componente ecológico.

Pero en cualquier caso irá implícita una gran cantidad de aislamiento que envolverá al edificio, mejorando así su comportamiento técnico. Además las carpinterías o ventanas deberán ser de muy altas prestaciones, ya que los huecos en la envolvente son los puntos más vulnerables. Tampoco hay que olvidar conceptos como la hermeticidad o la ausencia de puentes térmicos, que ayudan a mejorar todo lo anterior. Consiguiendo así una vivienda con una transmitancia muy baja, lo que hará que tenga un comportamiento energético muy bueno.

 certificación de vivienda passivhaus

Por otro lado están las instalaciones, que deberán ser de igual modo de alta calidad y con altas prestaciones energéticas. Actualmente el sistema más utilizado es la aerotermia, por medio de suelo radiante y refrescante y/ fancoils, que funcionan por aire a muy baja velocidad. Sin olvidar claro está el recuperador de calor. Que es la forma más eficiente de asegurar la ventilación mecánica de la vivienda. Además de asegurar que todo el aire que entre en la vivienda esté previamente filtrado.

En definitiva, el que una vivienda tenga el certificado Passivhaus garantiza que se ha construido de la mejor manera posible, muy por encima de la normativa actual. Y esto supone que la vida útil de la vivienda se alargará, funcionando de manera óptima mucho más tiempo que una vivienda tradicional.

  • Ahorro energético y económico para el futuro

Si una vivienda Passivhaus presenta una altas prestaciones energéticas, significa que el consumo se reduce considerablemente. Y es por eso que una vivienda Passivhaus supone un ahorro muy importante a medio y largo plazo. Rentabilizando la inversión inicial en poco tiempo.

Pero lo veremos mejor hablando con números. Y es que en el momento del proyecto de una vivienda, diseñarla y construirla bajo el estándar passivhaus supone una inversión algo mayor. Concretamente un 15-20%, que se justifica directamente por una mayor calidad en la construcción. Principalmente por el mayor aislamiento y calidad de las ventanas. Así como los sistemas de instalaciones para climatización, también con mayores prestaciones.

Por otro lado, el gasto en agua caliente sanitaria y climatización en una Pasive House puede suponer entre 1 € y 1,5 € al día. Esto son unos 365- 550 € al año. Lo que es una diferencia enorme con el gasto de mantenimiento de una vivienda tradicional. En definitiva, que en 5-10 años dependiendo de la vivienda se puede rentabilizar esa mayor inversión. Pero no construimos una vivienda para solo disfrutarla esos años. Por lo que a futuro el ahorro en las facturas es diferencial y no comparable a otro tipo de vivienda.

Y con todos estos números sobre la mesa, es cuando resulta importante recordar la importancia de la Certificación Passivhaus. Porque de esta manera se puede asegurar que todo esto es verdad. Que no es un argumento comercial de venta sino una realidad. Y que su futura vivienda tendrá estos consumos.

Criterios que debe seguir una casa para ser certificada Passivhaus

De forma resumida, una vivienda que pretenda obtener la certificación Passivhaus debe cumplir, tanto en proyecto como en obra una vez ejecutada:

Demanda de Calefacción < 15 kWh/m²a

La casa debe necesitar poca energía extra para poder alcanzar la temperatura de confort en invierno. Esta energía se aportará mediante sistemas de alta eficiencia como la aerotermia, por medio de suelo radiante o fancoil. Pero si la vivienda presenta una baja demanda energética, la cantidad de energía necesaria para alcanzar confort será poca. Y por tanto la casa estará cumpliendo sus preceptos de casa pasiva.

Demanda de Refrigeración < 15 kWh/m²a

La casa debe necesitar poca energía extra para poder alcanzar la temperatura de confort en verano. En nuestro clima, a diferencia de Alemania donde surge y desarrollo primero el estándar, resulta fundamental. Y es así porque el sistema más extendido para climatizar con frío en los países del norte es el suelo radiante que también es refrescante. Pero en nuestra climatología podemos tener problemas en momentos puntuales solo con esa solución. Y esto es así porque la capacidad refrescante está limitada por el exceso de humedad que puede haber, para evitar que condense. Y por eso no siempre da respuesta por sí solo.

En conclusión, es mejor apoyarse en facoils que tienen mayor capacidad refrescante sin humedecer tanto el ambiente.

Demanda de energía primaria renovable (EPR) < 60 kWh/m²a

Se podrá optar a un tipo de Certificado Passivhaus (Classic, Plus o Premium) en función de la demanda global de energía primaria renovable y así mismo de la generación de energía renovable. Al igual que con otros conceptos de demanda, se exige que para que una vivienda pueda ser certificada, ésta presente unos valores muy restrictivos. A la altura de la exigencia del estándar.

Hermeticidad Valor n50 < 0,6 /h

El valor de renovaciones hora que pone a prueba la estanqueidad de la vivienda. El intercambio descontrolado de aire entre el interior y el exterior debe ser el mínimo posible. Con un valor límite de 0,6, que es muy restrictivo. Pero que así asegura un perfecto comportamiento de la ventilación mecánica mediante el recuperado de calor.

Carga de Calefacción < 10 W/m2 y Carga de Refrigeración < 10 W/m2

Por todo lo comentado anteriormente, se ha asegurado que la vivienda precisa o demanda poca energía para alcanzar temperatura de confort. Y por ello se necesitará poca carga de climatización, en modo calefacción o refrigeración, para conseguir dichas condiciones. Asegurando así un perfecto funcionamiento y un muy bajo consumo en la vivienda.

Proyectos realizados de Casas Pasivas



Cuéntanos en qué podemos ayudarte

    Responsable: Beamonte y Vallejo Arquitectos, siendo la finalidad devolver la información solicitada y la legitimación es gracias a su consentimiento. Sus datos se encuentran alojados en nuestro servidor con su propia política de privacidad, podrá ejercer sus Derechos de Acceso, Rectificación, Limitación o Suprimir sus datos enviándonos un correo solicitando dicho proceso a "contacto@beamonteyvallejoarquitectos.es". Para más información consulte nuestra política de privacidad.

    Acepto la política de privacidad (Requerido)